Chernobyl, elecciones latinas y latigazos

Chernobyl, elecciones latinas y latigazos

La serie de HBO despertó un resurgimiento de interés en desastres ambientales, ¿o fue al revés, están “de moda” los desastres ambientales y por eso salió esta serie ahora? Analizando casos en otros continentes podemos usar algo de esa experiencia en los países latinos, especialmente de cara a las próximas elecciones en Argentina, Bolivia y Uruguay.

Por Nicolás Aranciaga, desde Chernobyl

Probablemente todos tengamos, aunque sea una vaga idea, sobre lo que pasó en esa zona de la ex Unión Soviética, ahora parte de Ucrania y Belarús: irresponsabilidad o inexperiencia en el manejo de una central nuclear desembocaron en uno de los más graves accidentes de la historia. Idealmente ver una serie o visitar el sitio en persona pueden ser algo más que sólo una especie de diversión macabra, como un Tren Fantasma pero con más gore, más pesado. Porque al contrario que Frankenstein o el payaso It, algunos de estos monstruos sí existieron de verdad.

Sin políticas socioambientales, imágenes como esta son más factibles de lo que los medios masivos de comunicación nos quieren hacer creer.

Muchas lecciones pueden derivarse incluso de las más simples historias, ni hablar de esta. Es fácil caer en el lugar común de culpar a los Comunistas y a la Izquierda (¿?), pero ¿qué habría sido distinto si hubiese sucedido en Estados Unidos? ¿En Francia? ¿En Argentina? La energía nuclear no es algo del pasado ni tampoco es de ciencia ficción, de hecho, ahora mismo hay 3 centrales nucleares funcionando en Argentina y cerca de 500 en todo el mundo. El texto de Sol García Acevedo es una excelente introducción para entender hacia dónde deberíamos apuntar en cuanto a fuentes de energía. 1

Volviendo a tierras soviéticas, el villano de la historia no es el que parece al principio. No es el uranio, ni tampoco el iridio. Uno de los mensajes centrales de la serie es la relación causal entre corrupción moral y decadencia socioambiental.2

En el gobierno de la antigua Unión Soviética era esencial mantener la impresión de estar logrando éxitos. Por más que millones de habitantes murieran de hambre o podridos en una celda por no ser “suficientemente comunistas”, los diarios reportaban lo bien que estaba todo. Lo mismo escuchaban los jefes de parte de sus subordinados, ¡todos contentos! Excepto que era una bomba silenciosa esperando a estallar. Y ya vimos lo jodido que es cuando eso ocurre, literalmente.

A veces la vida se parece a una carrera de autitos chocadores… sin electricidad.

Probablemente no mucho haya cambiado. Ni en la Rusia poscomunismo, ni en la Argentina pos-Alfonsinismo (¿?). Qué hacer al respecto es menos obvio.

Nueva Zelanda es un caso digno de examinar. Es el país menos corrupto del mundo, y eso explica en gran parte por qué es considerado desarrollado a pesar de varias “contras”: economía de base agropecuaria, aislado y de escasa población. En Sudamérica todes somos un poquito corruptes y eso es lo normal. En Nueva Zelanda, no. Cualquier incidente se convierte en un gran escándalo, y provoca un cambio de gobierno casi automáticamente.

El caso de China es diametralmente opuesto. Una percepción bastante generalizada en la población es que la influencia relativa que cada persona tiene en el total de las cosas es infinitesimal. Es lógico, considerando que son alrededor de 1500 millones. Como consecuencia, promover la idea del “granito de arena” que llegó a los países occidentales hace unos años es complejo. Este concepto intenta darnos a entender que tenemos una responsabilidad, independientemente de qué tan mínima nos parezca nuestra influencia. En el gigante asiático, los pequeños actos de corrupción cotidiana son percibidos como aún más insignificantes que en Argentina. Incidentes de mayor escala, por otra parte, suelen ser perdonados, siempre y cuando estén acompañados de alguna connotación positiva. El clásico “roban, pero por lo menos hacen”.

Entrada a Pripyat, el pueblo fantasma abandonado luego de la explosión.

Apuntar a parecernos más a Nueva Zelanda y menos a China tiene sentido dadas las múltiples similitudes con nuestros países latinoamericanos. Pero como discutimos en el primer post de esta serie, la producción agropecuaria es mucho menos “verde” de lo que parece. Nueva Zelanda va a cambiar, y nosotros deberíamos seguir su ejemplo.

Un país que combina aspectos de China y Nueva Zelanda es Singapur, probablemente un caso único en el mundo. De ser un pedacito de jungla lleno de adictos al opio, de gente de varias razas con casi nada en común, pasó a ser uno de los países más desarrollados en menos de 60 años. Cambió corrupción por transparencia, dengue por zika (¿?). ¿cómo hicieron? Probablemente nadie lo entienda del todo, pero examinar los aspectos menos positivos puede ser esclarecedor. Una alta tasa de adultos mayores necesita continuar trabajando luego de la edad de jubilación; es frecuente verlos en McDonald’s o como personal de limpieza, moviéndose lento y visiblemente agotados. Otro aspecto del que poco se habla es de censura gubernamental. Claro, es no es ninguna sorpresa, ya que hablar de ello automáticamente lo convierte a uno en culpable de traición a la patria y debe pagar con prisión o castigo corporal. No es un error de tipeo, criticar al gobierno acarrea una pena de 20 latigazos.

En conclusión, entender un poquito de historia, y charlar qué podemos aprender de los aciertos y errores de la Unión Soviética, Nueva Zelanda, China y Singapur puede ser la clave para generar un nuevo orden socioambiental. Pero ¿qué pasa si no tengo tiempo para leer libros de historia más gruesos que mi epitelio?

Bueno, estando en vísperas de elecciones en Argentina, leer un poco las plataformas electorales de los candidatos antes de votar es un buen comienzo. Premiar la honestidad por sobre otros factores (¿qué significa exactamente tener “experiencia política”?), las estrategias de protección ambiental y sustentabilidad, esa onda.

Paralelamente, para darle un susto a la Corrupción (con mayúsculas, la de los políticos, empresarios y sindicalistas), podemos ayudar reduciendo la cantidad de “mini-crímenes” que cometemos, la corrupción con minúscula. ¿Mini crímenes? Exacto. Todas esas cosas que hacemos que no nos hacen sentir orgullosos y que afectan, aunque sea un poquito, a la sociedad y al ambiente. Descargar películas ilegales es inofensivo, pero es ilegal. Llenar la pelopincho muchas veces durante el verano, cuando hay escasez de agua y las napas llevan cada vez menos agua, no es tan piola. Prestar atención a la separación de residuos para reciclar es bueno. Igual de bueno que prestar atención a minimizar el lenguaje sexista y xenófobo que usamos. El que esté libre de este pecado que tire la primer p*** piedra. ¡Ahí está! Te desafío a que pienses ahora tres insultos. Si ninguno de los que se te vinieron a la cabeza es xenófobico o sexista, felicitaciones, ¡sos un ejemplo!

A escala país o mundo, no se trata de señalar con el dedo a estos o aquellos, sino de apreciar qué estrategias pueden ser efectivas para abordar problemas aparentemente imposibles. Decidir implementar una solución controversial requiere de análisis profundo y discusión entre muchos sectores de la sociedad. La única manera de incluir a todos es informándonos. Asumir la responsabilidad que tenemos para con nuestros vecinos, nuestros ancestros y nuestros sucesores.

Anexo: Panorama político en elecciones este año

Argentina: al 11 de octubre de 2019 (dos semanas antes de las elecciones), los candidatos Espert (Frente Despertar), Macri (Juntos por el Cambio), Gómez Centurión (Frente NOS) y Lavagna (Consenso Federal) presentan mínimas precisiones en cuanto a sus propuestas en política ambiental.3

Del Caño (FIT), por su parte, señala que en caso de alcanzar la presidencia promoverá la expropiación de empresas mineras y petroleras contaminantes y la cancelación de fracking y megaminería, así como la prohibición de fumigaciones aéreas de agroquímicos4. La plataforma de Fernández (Frente de Todos) dedica una generosa porción de su texto al eje “ambiente y desarrollo sustentable”, que sin embargo consiste sólo de una declaración filosófica5. No hay detalles sobre qué acciones se llevarán a cabo, un punto esencial para generar credibilidad y asumir responsabilidad en caso de ser electo.

Es esperable que, en el segundo debate presidencial, programado para el 20 de octubre, los candidatos se explayen sobre acciones concretas que impulsarán en este tema clave. 6

Otros dos países de la región que celebrarán elecciones este mes son Bolivia y Uruguay. En el caso de Bolivia, las medidas ambientales de los candidatos a presidente brillan por su ausencia7.

Uruguay, por otro lado, fomenta un sistema transparente y directo para comparar la posición ideológica de los candidatos en 18 áreas, una de las cuales es Medioambiente8. Algunas medidas interesantes son la creación de una nueva ley de riego para paliar el efecto de floraciones cianobacterianas (Partido Nacional) o crear un banco de conservación de especies nativas y de consumo (Frente Amplio).

1 https://sinalambrados.org/2019/09/23/cambio-de-la-matriz-energetica-utopia-o-realidad/

2 Nota: una encuesta informal indicaría que al menos parte de la población educada de Ucrania considera que el accidente fue simplemente “mala suerte” (¡)

3https://chequeado.com/el-explicador/que-proponen-los-6-candidatos-presidenciales-en-caso-de-ganar/

4https://www.nicolasdelcaño.com.ar/programa.php

5https://frentedetodos.org/plataforma

6https://debate.electoral.gov.ar/index.php#ejes

7https://eldeber.com.bo/146606_conoce-las-propuestas-de-los-nueve-frentes-en-carrera-electoral

8https://www.elpais.com.uy/informacion/politica/compara-programas-candidatos-elecciones.html


Auspicia esta nota:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.